Nuestro lugar de trabajo o de trámite, tiene que trasmitirnos una sensación de seguridad y confiabilidad.